Macri, Central y el fútbol como negocio

Desde nuestro lugar como medio partidario no solemos opinar de la política que esté fuera de la esfera del Club Atlético Rosario Central. Sabemos que nuestros lectores provienen de diferentes ideologías y que cada uno tendrá su postura, este artículo es una crítica con fundamentos; si usted no puede tolerar una crítica sin acusar de cosas, recomiendo dejar de leer. Hecha esta salvedad, continuamos con lo nuestro.

Sabido es la intención de Mauricio Macri de proponer que los Clubes de fútbol se conviertan en Sociedades Anónimas. “En 2001 fue mi fracaso político más grande. Mi proyecto de crear Sociedades Anónimas Deportivas perdió por paliza en la votación del comité ejecutivo de la AFA, 38 a 1, el único voto a favor fue el mío” declaraba hace un tiempo el hoy presidente de la Argentina. Ahora está de vuelta, intentando suavizarlo con hacerlo “optativo” para aquellos Clubes que así lo decidan; pero lo de “optativo” termina siendo una puerta de entrada a generalizarlo en todo el fútbol argentino. Dicen que es para sanear los Clubes, pero en España e Inglaterra son sonantes los casos de corrupción y las deudas de esas S.A  llegan a montos muy elevados. El PRO ya se encuentra trabajando para presentar un proyecto al Senado sobre los Clubes y las S.A.

Reforma

No es nuestra intención recurrir a los argumentos que se caen de maduro, tenemos múltiples ejemplos en Europa. Vimos caer a equipos enteros en la bancarrota, al no ser rentables, han desaparecido de las competiciones, quedando sólo en el recuerdo de sus hinchas y de los libros de estadísticas. Alguno de ustedes se imagina su vida sin Central? Alguno puede siquiera animarse a arriesgarse a semejante traición a la historia? No olvidemos cómo estuvo Central cuando fuimos gerenciados, aquellos saqueadores de lo nuestro nos dejaron en la lona.

Por si eso fuera poco, una Sociedad Anónima comandando un club de fútbol le haría perder un rol indispensable en la Sociedad, ese rol sociocultural que tantos nos enorgullece de nuestro Central. Ese rol que nos hace ir a Islas, a pueblos, a ayudar a las villas de emergencia, festejar el Día del Niño, las festividades. Ese rol que nos permite ver cada quince días a 300 o 400 chicos con una sonrisa enorme entrando al Gigante de Arroyito a ver un partido del nuestro, ese partido que tal vez nunca podrían ver allí o, al menos, nunca imaginaban.

Ejemplos hay y a rolete; pero si queres algo más cerca te invito a girar tú cabeza y ver lo que pasa en Chile; esos clubes-empresas que sólo buscan la ganancia para su dueño y poco más. Esa lógica que hasta ha hecho que la gran mayoría de los equipos jueguen con más de la mitad de los Estadios sin gente, porque los hinchas han perdido todo.

Y sí hay más, no quiero aburrirlos pero si remarcarlo. El dueño, el futuro dueño… de dónde vendrá? Será un millonario árabe, un acaudalado chino, un magnate ruso o algún yankee? Qué puede saber un tipo de ahí, es más, qué puede saber cualquiera que no sea canalla lo que somos, nuestra identidad, nuestra pasión?

El Club es de los socios e hinchas, los socios somos dueños de su patrimonio, queremos discutir en Asambleas, queremos reunirnos para mejorar, queremos cumplir el rol sociocultural, queremos confrontar proyectos y dirimirlos en elecciones democráticas. Los Socios queremos que el Club sea nuestro, no de ellos….

Raúl Broglia (nuestro presidente,  y digo nuestro porque fue votado por la mayoría de los Socios, como debe ser y no impuesto por el tamaño de la billetera) declaró: “El Gobierno Nacional quiere que los clubes se transformen en Sociedades Anónimas, yo por convicción, no acepto.” Y vamos más allá, Central aprobó el nuevo estatuto que reivindica su estatus de Asociación Civil en su esencia rechazando cualquier transformación a S.A.

Fernando Czyz (Periodista de La Nación) informó que el PRO está limando los detalles para presentar en el Senado el Proyecto para que los Clubes puedan convertirse en Sociedades Anónimas Deportivas; nosotros, desde nuestro lugar de medio partidario no sólo nos oponemos a ésto sino que estaremos dispuesto a salir a las calles si en un futuro se meten con Central.. No maten al fútbol.

CENTRAL ES DE LOS SOCIOS.