Con el pie izquierdo

Llegó con muchas expectativas puestas en él, pero Fernando Tobio sólo ha jugado cuatro partidos hasta el momento y en dos, se fue expulsado.

Mucho se habló durante el mercado de pases de la imperiosa necesidad que tenía Rosario Central en contratar un defensor central de jerarquía, luego de la tumultuosa salida de Javier Pinola. El único zaguero que quedaba en el plantel tras la renovación en el receso era José Leguizamón, ya que detrás aparecían los juveniles como Renzo Alfani o Fernando Alarcón (cedido a préstamo a Villa Dálmine). Y si bien llegó Marcelo Ortíz, procedente desde Boca Unidos, lo hizo como apuesta a futuro y para completar el plantel. La jerarquía se hacía desear.

Después de muchas idas y vueltas, de jugadores que parecían a punto de arribar al club como el caso del colombiano William Tesillo, y que a último momento se caían las negociaciones, el nombre de Fernando Tobio volvió a aparecer en escena cuando nadie esperaba que su llegada se pudiese concretar cuando en más de una ocasión esto quedó trunco. Pero el 25 de agosto el ex defensor de Boca estampó la firma a préstamo por un año y a pesar de que fue sobre el cierre del libro de pases, trajo un poco de tranquilidad en el hincha y en el cuerpo técnico.

Sin embargo la falta de continuidad en el Palmeiras y el no haber hecho la pretemporada con el grupo le pasó factura en lo físico, debió hacer un reacondicionamiento individual mientras se iniciaba la Superliga. Para colmo, cuando le llegó la oportunidad, lo hizo con el debut menos deseado. Por la cuarta fecha el Canalla recibía a Banfield y Tobio fue titular en lugar de Sebastián Romero. El equipo jugó uno de sus peores partidos en los últimos años y fue goleado 4-0 por el Taladro.

Frente a Boca por Copa Argentina cumplió junto a Leguizamón en la zaga, pero cuatro días después Rosario Central visitó a San Martín en San Juan, en lo que fue una fatídica tarde en el Hilario Sánchez, ya que el elenco auriazul ganaba 1-0, se lo dieron vuelta y no sólo perdió 3-1 dejando otra vez una muy mala imagen, sino que a los 71′ Tobio se iría expulsado por una violenta infracción, dejando al equipo con 9 jugadores debido a que antes Parot había visto la roja.

Llegó el partido con Godoy Cruz por los cuartos de final de la Copa Argentina, como una buena oportunidad para demostrar el firme interés del cuerpo técnico en contratarlo y empezar a asentarse como titular, pero esa opción se esfumó en cuestión de segundos, literalmente. Apenas inició el partido con el Tomba, un pelotazo largo y un error del defensor le permitió a Santiago García encarar mano a mano contra Diego Rodríguez, de manera que Tobio acudió a una infracción directa contra la pierna del delantero, que fue derribado en la puerta del área y Ariel Penel no tuvo más remedio que mostrarle la tarjeta roja antes del primer minuto. 

Nadie duda de la calidad de Fernando Tobio, cuyas características han quedado claras en sus fructíferos años con varios títulos en Vélez y en su paso por Boca, donde también fue campeón. Sin embargo, su etapa en Rosario Central comenzó con el pie izquierdo y hasta el momento continúa de esa manera, sólo jugó cuatro partidos de los nueve que ha disputado el Canalla (entre torneo y copa), y en dos se fue expulsado con roja directa. Algo que debe cambiar no sólo para encontrar su nivel y adquirir confianza individualmente, sino porque el equipo necesita, entre tantas cosas, solidez defensiva urgente.

La de ayer fue la cuarta expulsión del defensor en su carrera, en el 2013 vio la roja en la derrota de Vélez frente a Emelec, en el 2014 se fue expulsado sobre el final de un partido contra el Atlético Mineiro, vistiendo la camiseta de Palmeiras, y se suman las expulsiones contra San Martín y Godoy Cruz.

Tras el partido con Godoy Cruz, Tobio dialogó con la prensa y se expresó al respecto: “Lo que me pasó ayer no lo había vivido nunca. Ni me bañé después de la expulsión. Sabía que Montero se jugaba la continuidad, se me caía la cara de vergüenza. Mis compañeros lucharon hasta el final. Puedo decir que me salvaron“.